Actualidad, El Párkinson, Investigación, Sin categoría

Etiquetas: ,

Francisco Ciruela, investigador de la Universidad de Barcelona

Un equipo liderado por el investigador de la Facultad de Medicina y Ciencias de la Salud de la Universidad de Barcelona, Francisco Ciruela, ha diseñado el primer fotofármaco con potencial terapéutico para tratar el párkinson.

Los investigadores señalan que la optofarmacología, utilizada en el nuevo compuesto, se basa en el uso de la luz con una determinada longitud de onda para controlar la actividad de los medicamentos. Entre los beneficios de la aplicación de la optofarmacología al párkinson se encuentran el mejorar la precisión espacial y temporal del fármaco sin generar efectos perjudiciales en el organismo así como reforzar el compromiso del paciente con la terapia.

“Una precisión espaciotemporal más fina permitirá manipular los circuitos neuronales con más detalle y establecer su funcionamiento con fines terapéuticos y neuroprotectores”, destaca Ciruela.

Esta innovación farmacológica podría abrir camino a la investigación de nuevas soluciones terapéuticas para combatir el párkinson.

La enfermedad de Parkinson (EP) es un trastorno neurodegenerativo que afecta al sistema nervioso central de manera crónica y progresiva. Es la segunda enfermedad en prevalencia después del Alzheimer y se estima que afecta a más de 160.000 personas en España.

Los resultados de esta investigación se han publicado en la revista Journal of Controlled Release

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *