Investigación

La Neuroalianza, Alianza Española de Enfermedades Neurodegenerativas, compareció ayer a la Comisión para las Políticas Integrales de la Discapacidad del Congreso de los Diputados, para exponer las necesidades del colectivo de personas afectadas por enfermedades neurodegenerativas en nuestro país. La entidad, representada por su presidenta Contxita Tarruella, ha trasladado a la Comisión una serie de demandas institucionales, destacando la reiterada petición de establecer el reconocimiento automático del 33% de discapacidad a la hora de recibir el diagnóstico de alguna patología neurodegenerativa.

En la sesión, a la que acudió Alicia Campos, directora de la Federación Española de Párkinson, los diputados de la Comisión para las Políticas Integrales de Discapacidad se mostraron sensibles ante la necesidad del reconocimiento automático del 33% de discapacidad. Además, los representantes políticos reconocieron la importante labor de representatividad que realiza la Neuroalianza, así como el trabajo de las asociaciones de pacientes para la mejora de la calidad de vida de las personas afectadas por estas enfermedades.

El párkinson, como todas las patologías neurodegenerativas, es una enfermedad crónica e invalidante, que avanza hasta generar una pérdida de autonomía y una situación de dependencia. En 2011 el Congreso de los Diputados aprobó la primera Proposición no de Ley sobre el reconocimiento del 33% de discapacidad a la hora del diagnóstico, sin embargo, tras reiteradas peticiones, no se han tomado acciones al respecto. Es por ello que, desde la Federación Española de Párkinson, como miembro de la Neuroalianza y representante del colectivo de personas afectadas por el párkinson en España, respaldamos la petición de la Neuroalianza y reiteramos la necesidad de acelerar este proceso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.